cineymedios

ENTREVISTA


Entrevista a Marcelo Tamburri, director de TCM

"SIN PUBLICIDAD NO PODEMOS BRINDAR UN PRODUCTO DE CALIDAD"

Hay un lugar donde encontrar aquellos clásicos del cine que muchos vieron por televisión, cuando la tv de aire programaba películas en ciclos como “Hollywood en Castellano”, “El Mundo del Espectáculo” o “Sábados de Súper Acción”. Desfilaban por la pantalla estrellas como Cary Grant, Doris Day, John Wayne, Jack Lemmon o Rita Hayworth. Fred Astaire nos embelesaba con su baile sutil, reíamos con Jerry Lewis y nos comíamos las uñas esperando el final de una de Hitchcock. Un lugar donde volver a sentirnos en familia y repetir con las nuevas generaciones el ritual de mirar la tele y ser cómplices en el disfrute de un episodio de Los Tres Chiflados, Bonanza o La Isla de la Fantasía. Un lugar llamado TCM.

Hace más de veinte años el millonario empresario Ted Turner compró la compañía Metro Goldwin Mayer, pero consciente de lo inviable que era como negocio -un visionario- sólo se quedó con los derechos televisivos de toda su filmografía, más de cinco mil títulos, y se desentendió del resto. Fue primero en la señal TNT que programó parte de ese tesoro, hasta que a mediados de esta última década presentó TCM, señal dedicada a emitir lo mejor del Hollywood clásico.

Marcelo Tamburri es el director de TCM para el cono sur y nos comunicamos con él para hablar sobre el ciclo “50 películas que deberías ver antes de morir” que se presenta durante el mes de diciembre en el prime time del canal. “Nos parece una iniciativa muy linda, es uno de los segmentos más queridos del canal y la idea es continuar con él” dice sin disimular su entusiasmo, aunque aclara que “es para despertar polémicas también”. Y no es para menos. ¿Cómo armar semejante listado sin que se genere una emocionante discusión? “Año a año partimos de un listado en función a la disponibilidad de títulos. Con esa primera información originamos la lista base y ahí empieza el trabajo divertido, una compulsa interna donde cada uno de los que participamos defendemos nuestra elección”. Es que en materia de gustos no hay nada escrito, pero ciertos parámetros deben ser tenidos en cuenta, al menos en lo cinematográfico. Sin embargo Tamburri aclara un poco el panorama, explica si bien hay filmes indiscutibles, de altísima calidad cinematográfica y que elegir 50 películas constituye también un posicionamiento editorial del canal, hay películas que poseen un fuerte impacto emocional en el público, como por ejemplo “Rocky IV”, que más allá de su calidad se tiene en cuenta el impacto que provocó en su momento. “Si hablás con alguien que tiene más de treinta sabe quién es Ivan Drago”, defiende Tamburri.

Semejante emprendimiento es posible gracias a la disponibilidad de películas del catálogo Turner pero también por los convenios celebrados con otros estudios. Así y todo hay importantes filmes que no pueden ser exhibidos. Por ejemplo “Blade Runner”, de Ridley Scott. “Hace años que Warner perdió los derechos de televisación y ahora están en manos de su productor, lo cual es un problema porque no es fácil dar con el estudio legal que lo representa y negociar. Lo mismo sucede con “Cabaret” y “Atrapado sin Salida”. Por eso no podemos ponerlas al aire”.

Por otro lado, uno de los grandes hitos de la señal fue haber recuperado la ya mítica serie televisiva de los sesentas “Batman”. En julio de 2009 y con una fuerte campaña publicitaria, TCM puso al aire las tres temporadas completas de la serie que protagonizó Adam West. Tamburri admite que fue una pelea casi personal conseguir que la Fox liberara los derechos de la serie del encapotado. Diez años atrás, la señal Retro recuperaba otra joya televisiva: "Los Vengadores".

Retro formaba parte de la empresa Imagen Satelital que en 2008 fue adquirida por el grupo Turner. “Cuando Turner compra Imagen Satelital, se decidió continuar con un solo canal, ya que Retro y TCM eran muy parecidos en cuanto a la propuesta. Se optó entonces por continuar con la marca más universal, que es TCM.” Ultimamente no es difícil notar cierto estilo Retro en la artística de TCM, y le sienta muy bien. En cuanto a "Los Vengadores" (porque sabemos, lector, que le quedó picando el asunto) Tamburri admite que le gusta la idea de tener al Sr. Steed y a Emma Peel en pantalla pero eso depende de encontrar la mayor cantidad de temporadas posibles y con el doblaje original latino. Sí, es otro tema polémico pero al respecto Tamburri nos explica: “El problema son los doblajes, podemos pasar series subtituladas como lo hacemos con “NAM, Primer Pelotón” ya que el estudio no tiene los doblajes, pero el efecto de una serie subtitulada es un 30 % menos que una doblada. Tratamos que todas las series se trabajen con el doblaje original, si no lo logramos y el producto es lo suficientemente bueno entonces programamos la subtitulada.”

En cuanto a las series Tamburri explica que “Retro habia ahondado bastante en los ochentas, como producto hubo una evolución en ese sentido. Comenzamos a incorporar más contenido, hasta 1995; parece muy cercano pero son 15 años, que es mucho en tv.”

El tema de la controvertida ley de medios no es ajeno a cualquier charla que se tenga con algún representante del sector televisivo. En especial lo que tiene que ver con la pauta publicitaria y su limitación en cuanto a tiempo, en ese sentido la explicación es que es imposible brindar un producto como el que brinda TCM si no es con publicidad. “Es un tema complejo, porque sabemos que a la audiencia le molestan los avisos, pero con el abono no alcanza, porque los estudios licencian el material en dólares”.

Volviendo al comienzo, cuando Turner ya tenía en su poder todo lo producido por la MGM entre la década del 30 y mediados de la del 80, se le dio por procesar algunos clásicos y pasarlos del blanco y negro original al color. Varias organizaciones, una con Martin Scorsese a la cabeza, se indignaron y mostraron su disconformidad con la decisión del millonario vecino de la patagonia. Confiesa Tamburri que en los inicios de TCM varias de esas películas coloreadas digitalmente fueron programadas, pero la respuesta de la audiencia fue sumamente negativa. “Llegaba vía mail el rechazo a la colorizacion, entonces lo que hicimos fue volver al producto original ya que afortunadamente contábamos con los filmes en blanco y negro”. Sin embargo admite que es interesante lo del colorizado, “está en mente generar un ciclo donde se muestren las dos versiones” adelanta.
Así las cosas, TCM está entre la seis señales más vistas del país. Señal nacida con un perfil cinéfilo, nunca buscó quedarse en ese nicho sino llegar a la mayor cantidad de público posible, a fuerza de clásicos. Y afortunadamente para todos, lo está logrando.


La programación completa del ciclo "50 películas que deberías ver antes de morir" la encontrás en http://www.tcmla.com/





Copyright 2006 © Cine y Medios - Se autoriza la reproducción citando la fuente. Todas las imágenes son copyright de sus respectivos dueños, excepto donde se indique, publicándose las mismas con fines informativos